Empowering the Sun

Descubre la Energía del Sol- Blog De ISOFOTÓN


Leave a comment

Is the PV Sector on crisis? Keynotes on photovoltaic sector`s future by Professor Antonio Luque

In 2008, 2600 megawatts of photovoltaic electricity were installed in Spain. It was the world market leader that year with private investors, many of whom were foreign, investing 16000 million euros. In addition, approximately 1000 million euros were invested in high technology companies, something unprecedented in the Spanish economy.

In order to place this achievement in perspective it is important to mention that the photovoltaic energy installed that year compensated for the gap in supply produced by closure of the Garoña nuclear plant, the future of which had caused controversy that same year. What made the difference was the fact that it was all installed in the space of a year whereas it would have taken about ten years to install a new nuclear plant. Never before has an energy technology been installed so rapidly.

Today with approximately 4000 megawatts of photovoltaic energy installed, this power source now accounts for approximately 3% of Spanish electricity consumption.

A wave of harsh criticism accompanied this resounding success.  Clearly it was based on a generous tariff, which was, incidentally, promulgated in the latter stages of the Aznar government (with restrictions raised later on) of over 40 eurocents per kilowatt hour (the normal tariff is around 18 euros for the consumer) which unquestionably  became an important  levy which will affect electricity prices for years to come, however,  this perfectly justified observation was accompanied by a number of bizarre criticisms of impossible allegedly  fraudulent practices which unfairly gave this business sector a bad name.  Obviously, it goes without saying that, just as in any other important human activity, there will always be a few unscrupulous people prepared to breach established moral codes for their own profit.

We are nevertheless convinced that photovoltaic energy will become the most important electricity source before the half century is out and there will be further developments which today appear unthinkable. This conviction is supported by an article that we published in a scientific journal in 2001 (thus counteracting the criticisms of unknown colleagues) in which we predicted, based on a series of differential equations, the development of photovoltaic energy during the first half of the century. Our prognoses have been fulfilled for over a decade now.. The article set out three alternative scenarios, any one of which, should it be fulfilled, would ensure that photovoltaic energy became the predominant source of supply for global electricity demand. One such prognosis was that a cheaper means of marketing would be found. This actually occurred in Spain in 2008. The large photovoltaic plant, which until that time had not been considered a realistic way of operating this technology, gained credence with Spanish businessmen and led to the above mentioned results. Centralised marketing of this technology is indubitably much cheaper than selling through small almost domestic facilities which require a whole host of sellers and specialised electricians.

Today, the photovoltaic sector is in crisis. The world market in 2012 has only grown by 10% compared to 2011, instead of the annual 60% to which we have become accustomed! Nevertheless, it is a fact that photovoltaic companies worldwide are going under. Why should this be so? Because production of photovoltaic modules in the Far East, particularly in China has considerably exceeded demand, which has been explosive, and a strategy has been followed of lowering prices, something unsustainable for such companies, who are now in serious difficulties and this has led to an untenable situation for western manufacturers who are unable to produce such unrealistically low prices.  Prices are so low that it is now possible to produce photovoltaic electricity at approximately 10 eurocents per kilowatt hour, or less, which is a competitive price compared to other sources of electricity in the daytime hours slot!

And this bubble was created precisely in the Spanish market when it discovered how cheap it was to build large scale plants! Many of the modules installed in Spain were Chinese. The response of the world’s new 21st century superpower, China has totally proved our thesis that photovoltaic energy is the electricity of the future.

What does the future hold? The incorporation of several thousand million individuals to the consumption patterns of the developed world has generated a need for much more electricity, and as mentioned, there is no technology easier and quicker to install than photovoltaic energy. However, in the short term many photovoltaic companies will fail and it will be necessary to exhaust the stocks which have been misguidedly generated.  This will occur in about three years time, when, once again, we will see a rise in the price of photovoltaic electricity thus permitting development of a technological leap which in fact is on the point of occurring and which has only been postponed by the artificially low prices of current photovoltaic energy. Multijunction solar cells for concentration with performance exceeding 40%, third generation cells etc.  This technological leap was another of the alternative conditions that we mentioned in our article which would ensure that photovoltaic electricity would gain ascendancy over other technologies.

This is because one aspect of photovoltaic power is that, more than any other energy source, it forms an integral part of 21st century science and technology. As a result, the pre-eminence that we had envisaged by mid- century, will now probably happen by the end of the first third.

How do we explain why this revolution (or bubble as some might like to call it) has occurred in Spain rather than in any other country? Spain has been involved in photovoltaic research since 1975. Solar cells have been manufactured here since 1981. It is one of the foremost countries and a pioneer in this area. Business schools in Spain are among the best in the world and many Spanish entrepreneurs are providing an enviable example of how to overcome the current crisis.  Despite the fact that most of the technological investments in 2008 have fallen by the wayside, nevertheless, Spanish installers and technicians continue to lead the world in building large scale plants abroad.

The foregoing is intended to provide some assistance in assessing the counterpart to the levy on our electricity tariff from the photovoltaic bubble or revolution of 2008, and more importantly, to attempt to recover what we can from this disaster, which is a global phenomenon, and to persevere, having learnt new lessons, in an adventure which unquestionably has a certain future. 

Antonio Luque is professor at the Polytechnic University of Madrid (UPM) Director of the UPM Solar Energy Institute and founder of Isofotón.


Leave a comment

¿La fotovoltaica en crisis? Apuntes sobre la proyección del sector fotovoltaico por Antonio Luque

En 2008 se instalaron en España 2600 megavatios de electricidad fotovoltaica. Fue el mayor mercado mundial en aquel año e implicó inversiones del orden de 16000 millones de euros por parte de inversionistas privados, muchos extranjeros. Adicionalmente, unos 1000 millones se invirtieron en empresas de muy alta tecnología, un hecho sin precedentes, creemos, en la economía española.

Para poner en perspectiva este logro, hay que señalar que la potencia fotovoltaica instalada en ese año compensaba la merma que se hubiera producido de haberse cerrado la planta nuclear de Garoña cuyo destino suscitaba polémica aquel mismo año. Con la diferencia que todo ese hizo en un año, mientras que el plazo para instalar una planta nuclear roza le década. Nunca una tecnología energética se había podido instalar tan deprisa.

Hoy, con sus cerca de 4000 megavatios fotovoltaicos instalados la energía fotovoltaica suministra alrededor del 3% del consumo eléctrico español.

Una oleada de acerbas críticas acompañó a este clamoroso éxito. Ciertamente estaba basado en una generosa tarifa, por cierto promulgada en las postrimería del gobierno Aznar (con limitaciones levantadas más tarde), de más de 40 eurocéntimos por kilovatio hora (la tarifa normal es de unos 18 euros para el consumidor) que, sin duda, se convirtió en un gravamen importante, que la afectará a la tarifa eléctrica durante muchos años, pero junto a esta justificada observación se unieron absurdas criticas de presuntos fraudes imposibles que criminalizaron injustamente a este sector de negocio. Sin que ello sea óbice para admitir que, como en cualquier actividad humana importante, siempre habrá un pequeño número de desaprensivos dispuestos a violar, en su propio provecho, los códigos morales establecidos.

Sin embargo, estamos convencidos que la fotovoltaica será la más importante fuente de electricidad antes de que medie del presente siglo y conocerá desarrollos impensables hoy. El origen de esta convicción está en un artículo que publicamos en una revista científica en 2001 (superando, por consiguiente, la crítica de desconocidos colegas) en la que se predecía, en base a una serie de ecuaciones diferenciales, el desarrollo de la fotovoltaica en la primera mitad del siglo. Los pronósticos se han cumplido durante más de una década. El artículo establecía tres condiciones alternativas tales que con tal de que sólo una se cumpliera se produciría mencionada supremacía de la fotovoltaica en la producción de la demanda eléctrica mundial. Una era que se encontrara un medio de comercialización más barato. Esto fue lo que ocurrió en España en 2008. La gran planta fotovoltaica, que hasta entonces no se consideraba la forma genuina de explotación de esta tecnología, ganó ponderación entre nuestros hombres de negocios y dio lugar al resultado antes dicho. La comercialización de esta tecnología de forma centralizada es sin duda mucho más barata que la comercialización a través de pequeñas instalaciones de tamaño casi doméstico con la pléyade de vendedores y electricistas especializados que ello requiere.

Hoy la fotovoltaica está en crisis. ¡El mercado mundial en 2012 solo ha crecido un 10% con respecto al de 2011, en lugar del 60% anual al que nos tenía acostumbrados! Pero lo cierto que las compañías fotovoltaicas de todo el mundo están quebrando. ¿Por qué? Porque la producción de módulos fotovoltaicos en el lejano oriente, sobre todo en China, ha superado con mucho la demanda, con ser esta explosiva, y ha seguido una estrategia de bajada de precios insostenible para ellos, que ahora se encuentran en graves dificultades, e insostenible para los fabricantes occidentales que no pueden producir a precios tan irrealistamente bajos. ¡Los precios son tan bajos que ya se puede producir electricidad fotovoltaica a unos 10 eurocéntimos por kilovatio hora, o menos, que es un precio competitivo con las demás fuentes de electricidad en la franja horaria diurna!

¡Y esta burbuja se generó precisamente en el mercado español cuando este descubrió que lo barato era hacer grandes plantas! Muchos de los módulos instalados en España eran chinos. La respuesta de China, la nueva superpotencia del siglo XXI, avaló con su comportamiento nuestra tesis de que la fotovoltaica es la electricidad del futuro.

¿Cuál es el futuro? La incorporación de varios miles de millones de individuos a las pautas de consumo del mundo desarrollado hace necesaria mucha más electricidad, y como se ha dicho no hay tecnología de más fácil y rápida instalación que la fotovoltaica. Pero a corto plazo han de quebrar más empresas fotovoltaicas y han de agotarse los stocks desacertadamente generados. Esto ocurrirá en unos tres años. Entonces el precio de la electricidad fotovoltaica volverá a subir permitiendo así el desarrollo de un salto tecnológico que, de hecho, está a punto de producirse y está demorado por los precios artificialmente bajos de la fotovoltaica actual. Células solares mutiunión para concentración con de rendimientos por encima del 40%, células de tercera generación, etc. Este salto tecnológico era otra de las condiciones alternativas para que la electricidad fotovoltaica alcanzara la supremacía de que habíamos hablado antes.

Porque una característica de la fotovoltaica es su profunda imbricación en la ciencia y la tecnología del siglo XXI, sin comparación con las restantes tecnologías energéticas. Con todo ello, la supremacía que poníamos hacia la mitad del siglo, probablemente la veremos al final del primer tercio.

¿Qué explica que haya sido España el país donde se ha generado esta revolución (o burbuja, como se la quiera llamar)? España está en la investigación fotovoltaica desde 1975. En España se fabrican células solares comercialmente desde 1981. Es uno de los países pioneros. Las escuelas de negocios en España son de las mejores del mundo, y muchos empresarios españoles están dando en la crisis un ejemplo formidable de superación. Aunque la mayoría de las inversiones tecnológicas de 2008 han quebrado los instaladores y técnicos españoles están entre los líderes mundiales en la construcción de grandes plantas en el extranjero.

Sirvan estas líneas para ayudar a evaluar cual es la contrapartida del gravamen en nuestra tarifa eléctrica de la burbuja o revolución fotovoltaica de 2008, y lo que es más importante, para recuperar lo que se pueda de este naufragio, que es global, y perseverar, con las nuevas lecciones aprendidas, en una aventura que, sin duda, tiene provenir.

Antonio Luque es catedrático en la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), Director del Instituto de Energía Solar de la UPM y fundador de Isofotón


Leave a comment

Europa y América Latina: Un diálogo para un desarrollo sostenible (Cumbre CELAC-UE

Por Teresa Ribera, DG de Desarrollo y Nuevos Mercados de ISOFOTON

El último fin de semana de enero se ha celebrado en Santiago de Chile la última Cumbre de los Estados de América Latina y el Caribe (CELAC) y la Cumbre biregional CELAC y Unión Europea. No es la primera vez que se reúnen los dos continentes pero sí en este nuevo contexto. Es sintomático que el despegue de esta gran aventura de coordinación regional se celebre invitando a Europa a mantener un diálogo entre las dos regiones sobre cómo garantizar un desarrollo sostenible. El interés común de ambas regiones, sus afinidades y el intenso entrecruzamiento de sus sociedades y empresas hace que, cada vez más, se trate de un diálogo entre socios estratégicos que quieren seguir construyendo lazos en pie de igualdad.

América Latina cuenta con una expectativa de crecimiento de sus economías e impulso del bienestar de sus ciudadanos que requerirá, según distintas estimaciones, incrementar su oferta energética un 150% en los próximos 25 años. Sin duda, éste es uno de los retos sociales, ambientales y económicos de mayor magnitud. Si no hay una apuesta cerrada por impulsar modelos eficientes de consumo energético y una cobertura esencialmente basada en energías renovables que tenga en cuenta las ventajas y limitaciones de los recursos renovables en cada zona, las consecuencias  a escala regional y global pueden ser peligrosas.

Por el contrario, el apoyo a soluciones locales, la cooperación entre gobiernos y empresas de uno y otro lado del Atlántico puede servir para garantizar el acceso universal a la energía limpia y sostenible a precios asequibles. Geotermia, biomasa, energía eólica y maremotriz, solar Existe una verdadera oportunidad de consolidación de soluciones de calidad y centros tecnológicos mixtos que permitan seguir impulsando esta agenda. La biodiversidad es una de las señas de identidad de la región; la complementariedad de soluciones energéticas, uno de los grandes objetivos nunca alcanzado.

La región andina constituye una de las zonas del mundo con más alta radiación solar, la región todavía cuenta con un porcentaje significativo de su población que habita o desarrolla actividades mineras, agrarias o industriales en zonas aisladas, con dificultades para el acceso a electricidad. ISOFOTON ha sido un actor histórico en la zona, orgulloso de su papel pionero y su vocación conciliadora de progreso, bienestar social y compromiso local.

Son todos ellos retos que no admiten paternalismos ni victimismos, que ofrecen la oportunidad de consolidar sociedades más justas y entornos de innovación. Gobiernos y empresas han expresado una voluntad unánime de impulsar un desarrollo incluyente y fortalecer una relación beneficiosa para todos. Es un buen principio, pero no basta. A las declaraciones del fin de semana habrá que añadir medidas y hechos concretos que faciliten los resultados: buscando marcos equitativos de inversión y permanencia, garantizando la estabilidad y disminución del riesgo, asegurando el compromiso con la capacitación y el beneficio local… Requiere también información y transparencia que permitan la correcta valoración de la senda que hoy iniciamos y la participación y visibilidad social del beneficio mutuo.


Leave a comment

La industria solar y la recuperación europea: Una alianza clave para la Europa del Sur

Por Ángel Luis Serrano, Presidente de ISOFOTON.

European FlagsComienza un nuevo año, el 2013, con nuevos retos que afrontar. En los próximos días tendrá lugar la cumbre mundial de Davos, en la que los principales líderes políticos y del ámbito empresarial definirán las líneas a seguir que refuercen la confianza y aseguren no sólo el crecimiento económico global, sino la estabilidad y el progreso futuro. Ahí juegan un papel clave la energía solar y los países de Europa del sur como parte activa en recuperación económica y del empleo.

Esta cumbre ofrece una oportunidad única a las instituciones europeas para forjar alianzas que aseguren la competitividad y el crecimiento económico de la región, cuna de la energía fotovoltaica, a través de un impulso de actividad especialmente de los mercados más castigados por la crisis económica: los países de Europa del sur,  que cuentan con un notable desarrollo de la industria solar y pueden aportar un gran impulso a la recuperación económica creando sinergias que aceleren la construcción del nuevo modelo energético europeo.

Voluntad política, consenso energético norte- sur y liderazgo europeo : claves de de la recuperación

En un momento decisivo para avanzar en la recuperación económica y el impulso del empleo en el continente europeo se necesita voluntad política para alcanzar acuerdos que avancen en la implantación de las energías renovables. En el caso de la industria solaresos objetivos vienen marcados por por el hecho de que el continente europeo ha sido pionero en una industria generadora de empleo en todo el mundo.

Siguiendo el planteamiento de la Comisión Europea para la transformación de la economía europea en una economía verde, el objetivo es alcanzar un mercado eléctrico 100% alimentado por fuentes renovables en 2050. Considerando que algunos estados miembros – como por ejemplo, Países Bajos -tienen dificultades para alcanzar sus objetivos nacionales en el avance de este nuevo modelo energético es necesaria una acción política conjunta en Europa para alcanzar alianzas y definir un plan energético fundamentado en la industria solar que cree sinergias, exportando la producción de energía solar de países del sur – que están sufriendo en mayor medida las consecuencias de la crisis económica actual – hacia países que no cumplan estos objetivos energéticos y compren este excedente de energía, impulsando un mercado europeo energético vertebrado en torno a la industria fotovoltaica que además favorezca la conexión con otros países de la propia UE, sin fronteras.

Para ello, se necesita voluntad política de consenso que impulse la aplicación de medidas encaminadas a estimular la investigación en la industria solar europea que  ayudará a la recuperación de los países más castigados por la crisis económica, claves en el desarrollo económico futuro. Un paso decisivo a través de un acuerdo político norte-sur que ratifique la acción conjunta de Europa.

Finalmente, me sumo a la opinión de Jean Claude Juncker, actual Presidente del Eurogrupo, quien recientemente  destacó el esfuerzo y potencial que están demostrando los países del sur de Europa. Es el momento de poner en valor el liderazgo europeo logrando extender una tecnología – la fotovoltaica – en la que se ha invertido tanto, que hoy cuenta con una amplia demanda global y ayudará a impulsar el crecimiento económico y el empleo dando empuje a una industria que lleva impresa la marca Europa y su excelencia.


Leave a comment

Doha 2012: Liderazgo europeo para un modelo de sostenibilidad

Por Ángel Luis Serrano, Presidente de ISOFOTON

Al afrontar esta última cumbre sobre el cambio climático que ha tenido lugar en Doha (Qatar) la comunidad internacional ha estado expectante. Supone un punto de inflexión e impulso para lograr soluciones factibles que ayuden a paliar los efectos de casi tres siglos de economía industrializada dependiente de combustibles fósiles.

Desde todos los ámbitos – social, político, económico – somos plenamente conscientes de la situación que vive el medio ambiente y esta es la ocasión de acercar posturas y logar acuerdos sustanciales que neutralicen esa tendencia.

Esta cumbre ratifica que el tratado de Kyoto es válido como una herramienta clave para trasladar al ámbito económico el coste que tienen las emisiones de C02. Más aún, es el escenario perfecto para demostrar el papel clave de las energías renovables –en concreto de la industria fotovoltaica – a la hora de alcanzar objetivos realistas de reducción de CO2 y asegurar la sostenibilidad medioambiental. El liderazgo europeo a la hora de definir una hoja de ruta sobre la eficiencia energética será clave para conseguir resultados concretos en esta Cumbre de Doha, como apunta la eurodiputada Pilar del Castillo.

El sector fotovoltaico, clave para la sostenibilidad del planeta

Actualmente, según datos publicados por la asociación europea de la industria, el sector fotovoltaico ha cubierto el 2% de la demanda eléctrica europea, con la previsión de cubrir hasta el 25% en 2050. En una coyuntura de incertidumbre económica y altas cifras de desempleo, este sector suma más de 265.000 empleos directos sólo en la región europea hasta 2012.

Es decir, la industria fotovoltaica se muestra como una alternativa sólida de generación de electricidad y de creación de empleo incluso en los tiempos más inciertos. ¿Por qué?
En primer lugar, es una industria que basa su actividad en el impulso y desarrollo de la investigación tecnológica , lo que incentiva el progreso económico, la mejora de la formación y, en consecuencia, la creación de puestos de trabajo de calidad
y el aumento de la prosperidad de los países.

Además, es un medio flexible, descentralizado e inteligente – puede conectarse fácilmente a la red produciendo y almacenando la energía que se consume en ámbitos muy diferentes (oficinas, hogares, coches) para mantener una demanda creciente utilizando un recurso natural y presente en todo el mundo: el sol.

 En definitiva, los 17.000 delegados políticos y empresariales de diferentes  sectores   que están debatiendo estos días en Doha el futuro de la sostenibilidad del planeta deben tener muy en cuenta la importancia de la implantación y desarrollo de esta energía a la hora de establecer objetivos concretos que aseguren la viabilidad de la nueva “sociedad verde”.

Europa lleva más de 30 años liderando la investigación y la inversión en un sector clave para la sostenibilidad del planeta como es el fotovoltaico. Su responsabilidad es máxima a la hora de alcanzar consensos y acuerdos factibles en esta materia logrando el compromiso serio de los principales emisores a nivel mundial: USA, China e India. La comunidad internacional seguirá muy de cerca los resultados que se traduzcan de este encuentro.


Leave a comment

Latinoamérica: hasta 2500 kWh/m2 anuales de radiación solar

El sector fotovoltaico se encuentra en un momento convulso donde los precios son cada vez más competitivos y muy cercanos al coste de fabricación, lo que hace que cada vez sea más difícil sobrevivir para las empresas del sector si no se tiene en cuenta la apertura a nuevos mercados. Llegados a este punto, Latinoamérica se perfila como área virgen en el desarrollo de la fotovoltaica, gracias a sus horas de sol y a la apertura y desarrollo de nuevas legislaciones en diferentes países de la región. “La combinación de una economía en crecimiento, el aumento de la estabilidad política y la disponibilidad de financiación dentro de algunos países clave podría dar lugar rápido despliegue del mercado en los próximos años”, reconoce la Asociación de la Industria Fotovoltaica Europea (EPIA bajo sus siglas en inglés).

La demanda de energía en Latinoamérica ha aumentado de forma alarmante en la última década y la perspectiva es de crecimiento continuo. Según el estudio “Global Renewable Energy Market Outlook” de Bloomberg New Energy Finance, América Latina, junto con Oriente Medio, África y la India dirigen su capacidad instalada de energías renovables a un aumento del 10-18% durante el período 2010 a 2020.

El año pasado, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) tuvo la previsión de apostar por “la energía limpia y sostenible” duplicando su capacidad de préstamo hasta los 3.000 millones de dólares para proyectos de este tipo en América Latina, según publica el informe de octubre de 2011 de Americas Business Noticias (BNA) titulado Perspectivas 2012, recogido por la web Energy Trend.

El potencial de radiación solar directa de la región a nivel global es de entre 500 y 2500 kWh/m2 anuales. Para hacer una comparación, en Europa es de 700 kWh/m2 en el norte y de hasta 1900 kWh/m2 anuales en el extremo sur.

En la actualidad, existen ya países latinoamericanos con la capacidad de producir electricidad a precios más económicos que la red eléctrica convencional, según las afirmaciones de la publicación “Global Grid-Parity Dynamics on a National and Regional Level”, recogidas por EPIA. Bajo esta información, este caso se podría dar para el segmento doméstico (o residencial) en países como El Salvador, Guyana, Belize, Chile o Brasil, entre muchos otros.

Empresas españolas, como ISOFOTON, han visto que los mercados emergentes y en este caso Latinoamérica se convierte en pieza clave para su desarrollo. Recientemente, en el programa El Exportador de TVE se ha expuesto el caso de Brasil para el desarrollo de las renovables. En dicho programa, Miguel Aritio, director de Proyectos Internacionales de ISOFOTON, aseguró que en Brasil “ahora mismo estamos en un punto de comienzo, donde no hay grandes instalaciones hechas, pero se prevé que en los próximos años pegue un salto muy grande en cuanto a proyectos”.

ICEX – Energías renovables en Brasil

Por otro lado tenemos Ecuador, uno de los primeros países que tomando el ejemplo de otros países más desarrollados en el sector fotovoltaico ha incluido una prima por producción de energía fotovoltaica (Feed in Tariff- su nombre en inglés. Este país es clave dentro de la región Latinoamericana, ya que posee una posición privilegiada con una irradiación homogénea durante todo el año – con una variación de entre 3,35 kWh metro cuadrado diario en mayo y los 4,33 kWh metro cuadrado diario en septiembre- lo que hace más eficiente y menos costoso el uso de la energía fotovoltaica para impulsar su industria.

Asimismo, y según los datos recogidos por EPIA, Argentina ha otorgado al menos ya 20 MW de proyectos en licitaciones públicas. En Chile se está construyendo una planta de 1,2 MW en el desierto de Atacama, con una previsión a incrementar el número de proyectos, que variaran desde los 75 a los 250 MW. Perú, que tenía programados 80 MW para empezar a funcionar en 2012. O los 116 MW que la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas ha firmado para dos PPA ( Power Purchase Agreement) durante este año.

Latinoamérica tiene mucho sol y mucho espacio.


Leave a comment

El ajuste del Sector Fotovoltaico: La calidad no es negociable

El sector de la energía solar se encuentra en un periodo de ajuste en el que, a pesar del fuerte crecimiento, hay un gran desequilibro entre el precio final del producto y los costes de producción. La semana pasada, el Presidente de ISOFOTON participó en el evento Expo International 2012 organizado por APVIA en Singapur. Allí se han definido las medidas para acelerar ese proceso de transición en el caso del mercado chino recomendando la retirada de ayudas gubernamentales a empresas del sector. En conclusión, la calidad del producto y el apoyo a la I+D no pueden supeditarse a ningún ajuste.

A pesar de la actual coyuntura económica, el sector de la energía solar fotovoltaica está viviendo unos años de crecimiento vigoroso – según datos publicados por la European Photovoltaic Industry Association (EPIA) se han instalado 29GW en 2011 frente a los 16GW de 2010, un incremento notable-. Prueba de esto es la creciente demanda que se está registrando, cada vez más impulsada por países fuera del ámbito europeo que sobrepasan 1 GW de potencia instalada – caso de EEUU; China, Japón o India- y que además están aplicado de forma activa políticas de incentivo para el desarrollo de la industria solar, como es el ejemplo de Japón, Tailandia, Australia, Malasia, México, Brasil República Dominicana, Puerto Rico o Sudáfrica, por mencionar los más relevantes.

Esta tendencia hacia el crecimiento es sin duda un indicador positivo, pero debemos mantenernos pegados a la realidad. Actualmente muchas de las compañías del sector se encuentran en una época compleja de transición y ajustes debido al exceso de capacidad de fabricación existente, que ha llevado a muchas de ellas a procesos de cierre o reestructuración, ya que los precios no reflejan la realidad de los costes.

El ajuste chino

ShanghaiEn este desequilibrio entre los precios finales del producto y los costes de producción, me gustaría destacar el ejemplo del mercado fotovoltaico chino.

Actualmente, China está llevando a cabo una reorganización a fondo de sus empresas en el sector fotovoltaico, con el objetivo de resolver el problema de sobrecapacidad – destacado por el Subdirector de Energía de la Comisión Nacional para el Desarrollo y Reforma (NDRC) y una de las personas más influyentes en materia energética en el país, Mr Liu Junfeng – . Esta situación se ha puesto de manifiesto de forma clara durante la Expo International del sector fotovoltaico uno de los foros más destacados del sector en el continente asiático organizado por APVIA (la asociación asiática del sector) en Singapur esta semana. Allí tuve la ocasión de participar como ponente compartiendo puntos de vista sobre el futuro del sector en Asia con relevantes representantes corporativos e institucionales de la industria, como el Sr. Peng Fan, CEO de JA Solar Holding Co; D. Charles Gay, Presidente de Applied Material Inc.; D. Deepak Puri Co- Presidente del Comité en Energías Renovables de la Confederación de la Industria India (CII) y Presidente de Moser Baer India.

En este foro, se han expuesto las siguientes medidas para la aceleración de este proceso de transición en el mercado chino:

  • La retirada de la financiación gubernamental a las compañías con exceso de deuda
  • El favorecimiento de operaciones corporativas para fomentar que se mantenga en el mercado las más eficientes
  • Incentivar la consolidación del mercado interno chino para colocar la mayoría de la producción, destacando el objetivo de instalación de 20GW para 2015.

La calidad no es negociable

En este proceso de ajuste hasta lograr la normalización del mercado se están vendiendo productos de baja calidad, lo que afectará al rendimiento de las instalaciones en los próximos años, un problema que no será cubierto por las garantías ya que parte de las empresas que los vendieron estarán fuera del mercado tras proceso de normalización del mercado.

Desde Isofotón, creemos que este ajuste de oferta es necesario, pero en ningún caso debe afectar a la calidad de los productos, ni al mantenimiento del I+D+i que, finalmente mejorará la eficiencia de los módulos y hará bajar los precios hasta ajustarlos a los costes. La calidad no es negociable.

Vivimos en un mundo globalizado en el que la demanda es también global. Para dar una respuesta a ella estar cerca de nuestros clientes para ofrecer productos y servicios de calidad, algo que desde ISOFOTON estamos desarrollando de forma activa desde hace más de 30 años.

Fdo: Ángel Luis Serrano, CEO ISOFOTON